La Gaceta (Opinión): La educación de personas adultas, un universo educativo lleno de posibilidades


La educación de personas adultas, un universo educativo lleno de posibilidades

El Proyecto Ítaca, puesto en marcha por la Consejería de Educación y Empleo, ha respondido a una necesidad social demandada por un porcentaje significativo de la población adulta que, además guía al allumnado en su retorno al mercado laboral

PDF
25/07/2019 | José Manuel Martín Durán. ATD del Servicio de Enseñanzas de Personas Adultas.

El curso 2018/2019, que ahora acaba, ha representado un hito importante en la Educación de Personas Adultas en Extremadura, que va haciéndose un hueco poco a poco en la vida educativa de la sociedad extremeña y cada curso que pasa va teniendo mayor peso en nuestro sistema educativo

José Manuel Martín Durán. (Cedida)

El universo educativo que se puede avistar en los Centros de Enseñanzas de Personas Adultas (CEPAs) es tan extenso que sería muy largo de recorrer en toda su dimensión. Pero sí es muy útil dar conocer un pequeño resumen de las opciones que las personas adultas tienen para completar su formación personal o académica, formal o no formal. Al fin y al cabo, el aprendizaje a lo largo de la vida es un hecho tangible en todos los centros de enseñanzas de personas adultas en la Comunidad Autónoma de Extremadura

El curso 2018/2019 ha representado un hito importante en la Educación de Personas Adultas en Extremadura, que va haciéndose un hueco poco a poco en la vida educativa de la sociedad extremeña y cada curso que pasa va teniendo mayor peso en nuestro sistema educativo. Prueba de ello es el galardón otorgado por el Ministerio de Educación y Formación Profesional, distinguiendo al CEPA Abril con el primer premio Miguel Hernández 2018 por su proyecto 'Prometeo', que fue recogido de manos de la ministra del ramo por el equipo docente del centro, el pasado día 10 de abril. 

La preparación de las diferentes pruebas libres, la enseñanza a distancia o el innovador Proyecto Ítaca han sido seña de la evolución de nuestras enseñanzas durante estos últimos años.

La preparación de las diferentes pruebas libres, la enseñanza a distancia o el innovador Proyecto Ítaca han sido seña de la evolución de nuestras enseñanzas durante estos últimos años. 

El Proyecto Ítaca nació con el objetivo de mejorar la empleabilidad de personas que han emprendido un viaje entre el mundo educativo y el laboral, pero que se encuentran sin titulación que les haga mejorar su acceso al mundo laboral o académico. El nuevo modelo de intervención basado en la 'Orientación Ítaca', es un sistema integral que actúa acompañando a las personas en todo momento. 

La Dirección General de Formación Profesional y Universidad ha desarrollado dos programas dentro del Proyecto ÍTACA: Implementación del Nivel II de ESPA en Aulas Adscritas de Educación de Personas Adultas, para la obtención del Título de Graduado en ESO; y cursos presenciales para la adquisición del certificado de competencias claves necesarios para el acceso a los certificados de profesionalidad de Nivel 2 o 3.

El Programa 2 (adquisición del Título de Graduado en ESO para persona adultas en la Aulas) y el Programa 3 (cursos para la adquisición de las competencias clave que den acceso a poder cursar un certificado de profesionalidad) han sido un referente educativo en primera instancia para las personas adultas en riesgo de exclusión social, que abandonaron hace tiempo el sistema educativo, desempleados y sin titulación. Los beneficios asociados a estos programas que se han obtenido, a grandes rasgos, son: Acción social, formación transversal para la mejora de la empleabilidad, orientación educativa al alumnado que participa en este programa en los centros de enseñanzas de adultos, crear una necesidad social de formación del alumnado, formación metodológica de los docentes, y mejora resultados asociados a los dos programas.

Los cursos del Proyecto Ítaca han respondido a una necesidad social demandada por un porcentaje significativo de la población en edad adulta que, por diversas circunstancias (personales, familiares, motivacionales, etc.), dejaron los estudios a edades tempranas o tuvieron una historia de fracaso escolar y ahora presentan deseos de volver a formarse. Personas que llegaron especialmente ilusionadas y expectantes hacia una nueva enseñanza que les devolviera esa ilusión por aprender, por formarse a lo largo de la vida. 

Podemos afirmar que las enseñanzas de las competencias clave, la Educación Secundaria para adultos y el complemento enriquecedor de las habilidades personales, que los alumnos y alumnas han adquirido al final de su proceso de formación han consolidado este proyecto como una enseñanza de referencia en los Centros y Aulas de Personas Adultas. 

En estos años, la Consejería de Educación y Empleo ha fomentado estos programas de éxito con la participación de más de 7.890 alumnos y alumnas,  y más de 380 docentes.

En estos años, la Consejería de Educación y Empleo ha fomentado estos programas de éxito con la participación de más de 7.890 alumnos y alumnas, y más de 380 docentes.

Docentes que han sido la llave para que el alumnado entienda la importancia de la formación a lo largo de la vida, para conseguir sus objetivos de futuro, desde una perspectiva educativa innovadora, cuya motivación es la formación en metodologías activas de aprendizaje, que cohesionan conocimientos y habilidades personales. 

Han sido todos los participantes del Proyecto ÍTACA, desarrollado en conexión con la Secretaría General de Educación y Empleo los que han generado una necesidad visible en la población adulta, la formación como eje de la empleabilidad efectiva. 

Este proyecto contiene un plus focalizado en el acompañamiento de un equipo de orientación, formado por personal docente de la especialidad de Orientación Educativa para guiar al alumnado en su retorno al mercado laboral. Además de una guía de actuación configurada por el Protocolo de Orientación.

La orientación educativa está dirigida a personas jóvenes y adultas, que han finalizado enseñanzas básicas o comunes y desean continuar con una formación especializada o aquellas que abandonan el sistema educativo y desean incorporarse al mercado laboral. Incluye información sobre salidas laborales o profesionales y diferentes titulaciones basándose en los intereses y aptitudes personales del alumnado. De esta forma, se quiere promover una elección adecuada, no impuesta o basada en información distorsionada con la que se creen conceptos erróneos de ciertas ocupaciones, del acceso o salidas de las mismas o que lleven al fracaso por ignorar las propias capacidades.  

La orientación profesional proporciona asesoramiento, información y entrenamiento que facilite la inserción profesional, persiguiendo incrementar la empleabilidad de una persona, formándola en técnicas de búsqueda de empleo y de mantenimiento del puesto de trabajo.  

Hasta ahora, esta modalidad de orientación iba dirigida exclusivamente a las personas que estaban o bien en un proceso de búsqueda de empleo o aun estando activas querían prepararse ante una potencial pérdida del mismo.

Este protocolo es una de las piezas fundamentales del Proyecto Ítaca y, más concretamente, desde su modelo de Orientación, consideramos que es una fase de acompañamiento a lo largo de la vida.  

Este acompañamiento, que debe estar coordinado en el ámbito educativo y laboral, es considerado como una pieza clave del sistema, pues ha de funcionar como correa de transmisión de las distintas líneas y recursos que se contemplan. 

El Programa Ítaca está cofinanciado, al 80%,  por el Fondo Social Europeo, dentro del Objetivo específico 09.1.1: mejorar la inserción socio-laboral de personas en situación o riesgo de exclusión social, a través de la activación y de itinerarios integrados y personalizados de inserción, como medida para la consecución de mejora de la capacitación y empleabilidad de personas adultas en Extremadura.

 

Edita: Consejería de Educación y Empleo - Junta de Extremadura
Avda. Valhondo s/n. Módulo 4, 4ª planta
06800 MERIDA
Tlf: 924 00 76 50 / 924 00 75 15
lagaceta@edu.juntaex.es