La Gaceta (Opinión): Merezco una calle


Merezco una calle

El alumnado de 4º de Primaria del CEIP 'Suárez Somonte', de Mérida ha analizado un total de 96 calles de esta localidad para estudiar cuántas están dedicadas a mujeres y, a partir de ahí, ellos mismos han elaborado un callejero más igualitario y, a través del cual, con creatividad se han acercado al mundo de un conjunto de mujeres interesantes

PDF
29/04/2019 | Lidia López Romero, docente IES 'Santa Lucía del Trampal'

Desde hace unos años hay un movimiento muy interesante denominado 'Merezco una calle', cuyo objetivo es reconocer y poner en valor la aportación de las mujeres reales en los callejeros de los municipios, he querido sumarme a dicho movimiento y analizar los nombres de las calles de Mérida con el alumnado de 4º de Primaria del CEIP 'Suárez Somonte', de Mérida

Lidia López Romero, profesora de Intervención Sociosanitaria. (Cedida)

¿Cuántas personas hemos estudiado en la generación del 27 a Luis Cernuda, Miguel Hernández, Federico García Lorca o Rafael Alberti?. Apuesto que todas las que estáis leyendo este artículo. Y ¿cuántas personas hemos estudiado a mujeres como Rosa Chacel, Concha Méndez, Ernestina Champourcín, Josefina de la Torre, María Zambrano o María Teresa León?, seguro que muy pocas o casi ninguna.

¿Por qué ocurre esto?, ¿dónde están las mujeres?, simplemente no se ven, no se nombran, no se habla de ellas, por lo tanto, no existen y de esta manera desaparecen los modelos femeninos que podemos dar a conocer a nuestro alumnado, y ofrecer modelos de mujeres forma parte de trabajar la igualdad de oportunidades dentro de las aulas.

Por supuesto que no se trata de dejar de estudiar a estos grandes escritores, se trata de incluir a estas otras grandes escritoras, para dar a conocer que la historia de la humanidad ha sido construida por hombres y mujeres, y no seguir invisibilizando a la otra mitad de la población. Sin lugar a dudas dar voz al silencio permite modificar la sociedad en la que vivimos y trabajar desde la perspectiva de género dentro de las aulas. 

Vivimos en una sociedad en la que los roles y estereotipos diferenciados por el género se siguen reproduciendo, estamos viviendo la llamada tercera ola del feminismo, en el que las mujeres y los hombres, reivindicamos, no solo la igualdad y que el sexo de una persona no sea una condición que determine la profesión a la que me tengo que dedicar, o condicione la libertad de pasear o viajar sola por las calles de cualquier pueblo o ciudad, entre otras muchas cosas, como la igualdad salarial, el techo de cristal, la responsabilidad de los cuidados, la doble tarea y un largo etcétera; en definitiva, son los mismos problemas que mutan sin desaparecer. 

Cambiar la actitud de la sociedad, eliminar esos roles y estereotipos es una tarea de toda la sociedad, y el sistema educativo juega un papel muy importante, junto con las familias, las políticas, las administraciones, la cultura y las tradiciones. El sistema educativo tiene que trabajar por ofrecer modelos de conductas igualitarias, ofrecer una igualdad real de oportunidades, esto se puede hacer de múltiples formas, cuidando los materiales didácticos con los que se trabaja en el aula, que muchas veces traen de forma oculta mensajes contrarios a la igualdad, desde imágenes de las profesiones muy estereotipadas, a la no aparición de referentes femeninos. 

El alumnado, durante la realización de la actividad. (Cedida)

Con esta intención me planteé hace unos años aprovechar la oportunidad que me brinda el colegio de mis hijas, el CEIP 'Suárez Somonte', de Mérida, de poder realizar actividades dentro del aula, y poder desarrollar actividades de coeducación y de igualdad de oportunidades. He elaborado mucho material didáctico que, poco a poco, me gustaría ir mostrando, compartirlo y que se pueda desarrollar en otras aulas de otros colegios de la región. Comienzo con la realizada el pasado 8 de marzo en la clase de 4º de Primaria, con el título 'Merezco una calle'. 

Desde hace unos años hay un movimiento muy interesante denominado 'Merezco una calle', cuyo objetivo es reconocer y poner en valor la aportación de las mujeres reales en los callejeros de los municipios, he querido sumarme a dicho movimiento y analizar los nombres de las calles de Mérida con el alumnado de 4º de Primaria. El movimiento merezco una calle lo inició la profesora Rosa Liarte Alcaine, cuenta con una web https://www.merezcounacalle.com/ en la que te puedes sumar a dicha iniciativa.

Nuestra sorpresa ha sido grande, de 96 calles del centro de la ciudad que hemos analizado hay 41 calles dedicadas a hombres, 4 a nombres genéricos, en masculino su mayoría, los estudiantes, los vetones, los maestros, y la policía nacional, 6 calles dedicadas a hombres santos, 39 dedicadas a profesiones, espacios, ciudades … y ¿sabéis cuántas calles de las 96 analizadas están dedicadas a mujeres?, la respuesta imagino que os sorprenderá tanto como a nosotros y nosotras, tan solo 2, sí, solo 2 calles dedicadas a mujeres, y 4 dedicadas a mujeres santas.

El dato es bastante esclarecedor, ¿dónde están las mujeres en el callejero de Mérida? Sin analizarlo en su conjunto, es muy significativo que en el centro de la ciudad tan solo dos calles se dedican a mujeres. ¿Por qué sucede esto?, ¿dónde estamos las mujeres?, ¿es que no hemos contribuido a construir la sociedad en la que vivimos?, ¿no hay mujeres escritoras, conquistadoras, artistas, políticas, científicas, inventoras …?, Esas son algunas de las reflexiones que hizo el alumnado de 4º de Primaria del CEIP 'Suárez Somonte'; las reflexiones fueron muy interesantes, las previas a la actividad sobre que era el machismo, y las posteriores. Entonces les propuse un reto: ¿Os atrevéis a realizar un callejero más igualitario en el que aparezcan más calles de mujeres que han contribuido a construir nuestra sociedad?

Y a partir de ahí les presenté un grupo de mujeres, cada alumna y alumno tomaron una, leyeron sobre ella e hicieron carteles de calles con sus nombres y sus logros.

Algunas de las mujeres que vimos fueron: Margarita Salas, Inés de Suárez, Elena Maseras, Federica Montseny, Luisa la Roldana, Maruja Mallo, María Teresa León, María Zambrano, Josefina de la Torre, Ernestina Champourcín, Concha Méndez, Marga Gil Roëset, Rosa Chacel, Concepción Arenal, Emilia Pardo Bazán, Clara Campoamor, María Moliner, María Blanchard, María Zayas, Ángela Ruíz Robles, entre otras. 

El resultado de la actividad fue un callejero más igualitario, en el que con creatividad se acercaron al mundo de un puñado de mujeres muy interesantes. Se sorprendieron al ver que, por ejemplo, en la conquista de América también participaron mujeres como Inés de Suárez, extremeña; les encantó averiguar la historia de las sin sombrero, el invento de la primera tablet electrónica y vivieron con mucha emoción la posibilidad de investigar con el plano de la ciudad que nos facilitó la oficina de turismo de Mérida dependiente del Ayuntamiento, al cual, desde estas páginas, también retamos a continuar con esta iniciativa. A este grupo de alumnado le encantaría poder mostrar los trabajos que han hecho, ¿os imagináis un cartel de Emilia Pardo Bazán al lado del cartel de la calle Calderón de la Barca?. 

Realizar planes de igualdad en los centros educativos y que el alumnado de nuestros colegios sea capaz de reflexionar sobre la invisibilidad de las mujeres en la sociedad, de lo que ello implica en temas de desigualdad y poderles mostrar otra realidad, puede ser un buen comienzo para dar voz al silencio y caminar hacia una sociedad más igualitaria.

Edita: Consejería de Educación y Empleo - Junta de Extremadura
Avda. Valhondo s/n. Módulo 4, 4ª planta
06800 MERIDA
Tlf: 924 00 76 50 / 924 00 75 15
lagaceta@edu.juntaex.es